Crai Landívar
Red de Bibliotecas

Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Publicaciones de la Universidad Rafael Landívar

Lecciones Inaugurales

Lección inaugural 2024

Mostrar el camino hacia Dios mediante los Ejercicios Espirituales y el discernimiento. Primera preferencia apostólica universal de la Compañía de Jesús, 2019-2029

Patxi Álvarez de los Mozos, S. J.

La preferencia pretende que mostremos el camino hacia Dios por medio de los Ejercicios Espirituales, lo cual nos lleva directamente a la persona de san Ignacio de Loyola. Ignacio, un hombre enamorado de Jesús, del que llegaron a decir que era un «loco por Cristo». Si bien había nacido y vivido en un medio cristiano, no era un hombre dado a los grandes discursos y verdades sobre la fe, en la que no era muy versado. Él quedó prendado por la persona de Jesús, desde su primera conversión en Loyola, totalmente prendado. De ahí su deseo de peregrinar a Tierra Santa a pesar de los peligros, para conocer los parajes de su Señor, la tierra que lo había visto nacer, crecer y actuar. Porque así se relacionó con Jesús, como con el Señor de su vida, algo no tan difícil de entender en un hombre que vivía aún en una mentalidad medieval marcada por el servicio feudal a un señor. Pero sobre todo aprendió también a relacionarse con Jesús como con un amigo. Así pedirá a quien se ejercita que hable con Dios «como un amigo habla con otro [amigo]». Más tarde, bebiendo de las mismas fuentes de un cristianismo afectivo, santa Teresa de Jesús también concebirá la oración como una relación de amistad: «No es otra cosa oración mental, a mi parecer, sino tratar de amistad, estando muchas veces tratando a solas con quien sabemos nos ama». Ignacio y Teresa conciben su fe como una relación de amistad con el divino Jesús, envuelta en cariño y amor.

48 Vistas al pdf
ISBN de la edición digital - PDF
978-9929-54-602-8